uno [Bifurcaciones]

Emil nació mudo. Vivió su infancia junto a un Robot v77. Fue criado como hermano de la máquina. La máquina fue programada como hermano de Emil. Ambos tienen un gato llamado Schrödinger. Al gato le falta una oreja. Está viejo.

Se inicia el año del perro.

Robot v77 sujeta el arma apuntado al cráneo de Emil. Este le ordena con señas a su hermano que jale el gatillo. Robot v77 visualiza los parámetros del movimiento rotario de las partículas subatómicas del arma: No dispara >> El hombre muere, en algún universo >> El hombre vive >> El hombre continúa siendo hombre y muere.

*          *         *

Schrödinger siente y experimenta la muerte exponencial, a través de los ojos de Emil. Schrödinger lame su entrepierna con soberbia ante la inmortalidad propia.

*          *          *

“El deseo de morir era lo único que me importaba; por ello he sacrificado todo, aún la muerte.” Ciorán

 

dos [Cuestión de frecuencias]

Payaso Punk se ha convertido en un adicto a la ciencia. El método científico ha nublado su membrana post-sináptica, ha viciado gran parte de sus conexiones neuronales. La neuroadaptación se manifiesta. El rompecabezas cerebral necesita más piezas. Suele perderse días en el basural municipal. Busca baterías, repuestos o cualquier dispositivo que pueda utilizar en su gran chatarra.

Frente a sus amigos, se autodenomina como un aficionado a los sonidos binaurales. En casa, experimenta con su cuerpo y la máquina. Reviste su cráneo con un exoesqueleto de acrílico enlazado por cables a un oxidado procesador, comandado por una refaccionada computadora. El tiempo vuela cuando se encuentra estableciendo relaciones entre diversos sonidos binaurales y estados alterados de conciencia.

Payaso Punk solo habla de frecuencias. Eufórico, mientras bebe cerveza, les cuenta a sus amigos cómo sobrevivir durmiendo una hora al día, gracias a la frecuencia de la vigilia, o cómo contemplar el propio cuerpo fuera de sí, con una pequeña alteración a la frecuencia del ensueño.

Los amigos de Payaso Punk, simplemente piensan que es un drogadicto miedoso y con bastante tiempo libre, que les debe mucho dinero.

Su ex novia no pudo competir ante la frecuencia del placer.

 

tres [Empleado del mes]

El dolor es solo otro cómputo perdido en enredados procesos en paralelo. Solo es información… lo sé. Papá lo decía. Yo se lo digo a mis hijos. La tele, el refrigerador, la tostadora y la radio, se fabrican y desechan. No hay más. El test de Turing es un fraude. Ellos han sido creados por nosotros. Programados para imitar. Ellos tienen por objetivo ayudarnos, pero después, deben ser eliminados.

La Cosa Metálica será desmantelada mientras sostiene un pequeño juguete. Un caballo de madera. Repite, una y otra vez, debido a un daño en su sistema principal…:

—Muchas gracias, señor. Aquí estoy para servirle.

—Muchas gracias, señor. Aquí estoy para servirle.

—Muchas gracias, señor. Aquí estoy para servirle.

…y me enferma.

 

cuatro [Luego del Cataclismo]

Peregrina solitaria, arrastrando los pies sobre desolados escombros, en una ciudad irreconocible. Imagino su piel, ahora manchada y escamosa, producto de la radiación, las horas bajo el sol y la falta de agua; espero se haya adaptado a la superficie. No hay árboles en el Jardín del Edén.

La imagino respirando a través de la máscara anti-gas que inventé, aquella ensamblada a un ambiente artificial ligero, como una mochila, aferrada a su espalda, observando flameantes atardeceres grisáceos, añorando una luna infantil, llena de fantasías nocturnas.

El sol sigue allí, arde.

Te pienso.

Al interior de la mochila, una flor agonizante le ayuda a sobrevivir.

Avanza con cautela. Abandona otro camino improvisado. Pide un deseo. Olvida.

Escrito por Daniel Olcay Jeneral

(Arica-Chile, 1990) Psicólogo. Publicó “Asfalto_” (Cinosargo, 2013; 89plus/LUMA Publications, 2014) y "Yonkion" (Cathartes Ediciones, 2017). Poemas suyos integran las antologías “Tea Party-Antología Trinacional: Chile/Perú/Bolivia” (Cinosargo-La Liga de la Justicia Ediciones,2012), “Predicar en el Desierto: Poetas Jóvenes del Norte Grande de Chile” (2013) de la Fundación Neruda y “Halo: 19 poetas chilenos nacidos en los 90” (J. C. Sáez Editor, 2014).