imagínese de fondo una guitarra eléctrica
con mucha distorsión. imagínese un
un krautrock o un rock psicodélico,
o quizá sonido blanco incesante
como la banda sonora de los próximos textos
conéctese, prosiga

 

 

MOTORIK

ni saber iniciar un texto
ad literram/ ácrata
tribu atrofiada/ dixit

ardid lisérgico/ cenit celuloide
loop contraído/ aceituno
quizá albar

moduladores de panorama
un artefacto rezuma deidad
ajumada/ así tornasol

mantra abreviado/ pos-todo
sintetizador: voz futurística
suda espíritu breo/ ardor sido

la salmuera inquieta se mete
en las fisuras; sella la libélula
desleír nadir sine die

no tengo palabras/ soy todo cuerpo

 

TEMPO -TREMENS

estira las figuras/ machaca la pulpa
de chirico tantra/ tetris crepuscular

leve aneurisma/ aullido en sagitario
otrora calígine de mí suda

ecos a capela esculpen una tarde
tan mostaza/ un tendedero amorfo (sic)
pilla a pinza paisaje telegrama gonzo

litio soul: trompeta solo qué progenie
anacoluto entreteje tempo

mi cuerpo derramado de desnudes
tal bodegón antropomorfo
vahaos seré & quizá resol

 

WAVETABLE

así arriban los días futuros
desplazando su sonido
low-fi ardentía

interpolado/ calinoso
a un lado abstruso del delta
arrecido en sus ondas

con el metal oxidado de la voz
confuso de data; looping sin cese
tercia cesárea de su síntesis

mediante morir soñando

 

– de una plaqueta, 2018, (aún sin nombre)

 

 

Escrito por Jonatán Reyes

(San Juan, Puerto Rico, 1984). Ha publicado varios libros, entre ellos: Filmina (finalista del premio internacional de poesía Pilar Fernández Labrador, 2016), y Perdíamos la gracia y el verano (2017). Parte de su poesía ha sido publicada en diversas revistas internacionales de literatura y poesía, de países como, Colombia, Argentina, Venezuela, España, Grecia, Italia, Brasil, Ecuador, Estados Unidos, Chile, Bolivia y México. Su poesía ha sido traducida al italiano, griego, inglés y portugués.