Si la respuesta fuese posible, la muerte no caminaría junto a la vida.
Jabés.

A Raúl Mojica

 

Ni el cuenco
donde el ojo se cuelga frente al caos

ni su álgido hondo
párpado
preguntando

¿qué miramiento en sonámbula turbulencia
Nos persuade…?

¿y si mejor nos damos a decir como el humo dice al aire,
dejar atrás el delante obnubilado de todo fundamento y

 

decir como el cascabel dice el asombro,
igual que una sombra dice el gesto del destino
y las calles de algún sitio suenan a la orilla de la infancia?

Conviene abrir para esto las persianas del instante
hablar de la obscuridad del asunto
de la hormiga y su manía de holocausto, iguana desdeñosa, vigilante

tener presente que el piano es un abrigo, un pijama cubriendo la perplejidad del segundo
que las palabras abrazan el pavoroso desnudo de las voces
y el olvido es un artístico nudo de equilibrio…

…debemos doblar el verso, enviarlo con destino al silencio
luego desinflar el silencio, se caiga su extravagancia.
ya sabemos que el mundo se parece a una orgía incesante de agazapados solipsismos

apaguemos el habla y veamos el rumor
de la hojarasca, un segundo antes
del aeroplano tembloroso donde murió hasta el aire

oigamos
los pasos del relámpago
huyendo de su estruendo

pero sobre todo, en una ausencia de ruidos y silencios oigámonos decir;
solo el ojo insomne andando el ebrio andamiaje de estas voces,
solo el ojo contra el tiempo detenido en la situación de estas palabras, existe.

Escrito por Rommel Cruz

Rommel Cruz (Carazo, Nicaragua - 1985), poeta, ingeniero civil de profesión. Ganador del concurso de poesía interuniversitario convocado por la UNAN- Managua (2006), aparece en las antologías Circulo caótico (2006), Vita plena, cruce de poesía joven Chileno-nicaragüense (2013), Deudas de sangre, Poesía Centroamericana, por Anamá ediciones (2014). Fue publicado en la extinta revista Voces nocturnas y en la revista artesanal Karebarro. Posee un poemario inédito llamado "Persistencia de la incertidumbre".