Manifiesto poético para una vida sin amigos ni favores

canción de Odio

Me pone de los nervios
que hagan un fallo anticipado de sí mismos;
todo por participar en el show
que está muy cerca de parecer animal planet.
Todo se reduce a una serie de preguntas:
Alguien ha visto el orgullo de esa chica
volar en un soutien tirado a quien quiera que sea
el viejo feo de bigote que ha musicalizado poemas
a cambio de sexo con posibles hijas?
Pues lo dudo, todos estaban aplaudiendo
y lo hicieron hasta entrada la navidad
del año siguiente.

No es que tenga algo contra ella,
pero en ese momento me sentí realmente miserable
y pensé:
qué bueno hubiera sido estar en casa
comiendo porotos y mirando Showmatch,
por lo menos se podría creer que el problema es de otro.

esto entra en un cubo

Por otro lado, alguien ha visto el cerebro magnificente
que reside en la Facultad de Humanidades
y siempre quiere decirte cómo mierda debes escribir
tus malditas monografías,
mientras pienso
“oh sí por supuesto, haré el trabajo taquigráfico,
tan solo dilo todo y lo escribiré;
puedo ponerle tu nombre si quieres,
pero allí te darías cuenta de lo vieja que estás
y pensarías en jubilarte;
no lo estás por cierto?”.

iré a buscar una caja.

También está la situación de los bohemios,
ellos tergiversan todo el ADN humano
en tan solo un posteo de Facebook.
Alguien cree realmente que la palabra
hará justicia a la moral contraria al deber ser,
pero que es un deber ser al final de cuentas.
Todo pomposo y
con palabras dichas
cuanto antes!

Y allí mis likes que me revitalizan
y conforman como una especie de gurú
para un verano eterno.

aún hay espacio

Por cierto, una palabra lleva a la otra
y ahora estoy pensando en los caretas
que rasgan la guitarra para rascarse la espalda
de Filipinos,
pues cada letra habla de lo mal que está su vida
en el momento en que aspiraron por primera vez
un poquito de cocaína,
bajo la premisa adolescente de estimar
cualquier tipo de dolor de cabeza a la mañana siguiente.
Pero lo más gracioso es que puedo escucharlos decir:
“no, esa mierda te mata,
pero mañana tengo siquiatra y voy a pedirle clonazepam,
un tema de sueño,
hoy tomé la última pastilla que me quedaba,
mi novia de un día me dejo,
la vida es una mierda, estoy vivo solo por los memes,
bo, pinta pasar ese vino y ese porro,
vamo al clash cuando se aburra esto?”
acabo de meter esta cosa,
parece medio llena, pero
si le quito el aire, quizás
pueda entrar alguna otra pavadita.

También están todos esos que tienen una barba
tan erecta como el pene de un rugbier en Jakson Bar
y como Dumbledore lo saben todo
y son los directores de la fraternidad alpha
donde solo entras si los quieres mucho
sin quererlos realmente nada.
Aún así, por más sectarios,
son mejores, mucho mejores
que los caretas de camisa con flores y piernas flacas
que usan un vibrato bajísimo para ganarse un Graffiti.

Sin embargo, a fin de cuentas,
quién se está asfixiando?

quizás debería escribir sobre las flores y las estrellas
y simplemente desencajar los huesecillos de mis manos
cada vez que estoy en las escenas
above
or
under
demostrando en silencio
cómo me saca de quicio.

podré dejar los pies en la tierra?

Posmost de Facebook para impresionar a tus amigos

voy a consagrarme en vida
en el destino de los hombres
en el beso
en el efectismo de la caricia
en aquel susurro que ante la verdad
de las máquinas violentas
ha quedado imperceptible.

ya no hay texto
-no nacido-
desde la garganta
la terrible arquitectura gótica
de este templo literario
roza el cielo corrupto de un dios.com que me viola
porque es funcional.

ahora, adentrado en el cuerpo
busca brotar en el vientre y habla:
“di algo
di algo
súmate al show, 
consagra tu vida a los placeres de la escena
y derrama lágrimas por quienes no recuerdas

-derrama lágrimas por los desamores-

derrama lágrimas por la violencia
elogia a los diarios oficialistas
elogia a los editores
elogia a todos los que puedas
y luego escúpelos en privacidad
y esto hasta que la muerte nos separe querida,
o hasta que te tiren a la basura.

así funciona si voy a consagrarme
debo como un niñito que busca el pecho de su madre
dirigir mi boca a las ubres de la noche
-donde sucede la mezcla-
y chupar  chupar chupar chupar
hasta quedar inmovilizado en esa postura
y puedas servir como el adorno
que las librerías ponen en un estante.

después , solo después
podré llenarme de hollín y asfixiarme
como todas las cosas vivas de este mundo.

[b] Cucarachas con corazón [/b]

Alguien me ha contado sobre el amor
y las pruebas de que lo hemos dado
a toda costa y sin escrúpulos
como si nos pusieran ante el paredón
a todos aquellos que hemos jurado
equivocarnos.
Si es mía esta culpa, por qué desciendes
tú a ese foso donde yahvé  se rasca el hocico
con los errores de los vigorosos.
Allí estoy yo,
acaso vienes a buscarme y por eso
lastimas a las que aún no han dejado
devorarse el alma a saradanzos.

Carajo,
otra vez somos los mismos,
y mi mamá no estará orgullosa
y en el trabajo considerarán echarme.

No hay lugar en este mundo
para dejar la moral en la suela
como una cucaracha estrujada
por la chancleta del más valiente.

A %d blogueros les gusta esto: