¿Hemos sobrevivido?

¿Hemos visto la playa abrirse entre los barrotes?

Caminar sobre la cama

Con la cabeza pegada al asfalto

Hemos salido en busca de la libertad

Y poner sobre la arena nuestra bella bandera

Hacemos algo

Sea despertar a diario

Sea en el esplendor de sabernos vivos

Saboreamos el abismo en la espalda

Y los ojos se avientan a verte

Quizá de noche

Perseguida por leones y buitres

Espectros perdidos en la hora crepuscular

Momento diáfano y violento

El de las calles recorridas por mi sombra

Hemos traspasado los barrotes

Y aquí, en la orilla, la playa se abre entre la luz partida en tres

¿No es una imagen hermosa la del delirio de creer que estamos vivos?

Se levanta la arena hecha polvo de ensueño

¿A dónde vamos los que sobrevivimos?

¿Qué nos espera?

Más tiempo, más el hondo vacío o las risas como pinturas delirantes de horror al vacío

Qué habrá después de sobrevivir

Sólo la claridad fuerte en medio de los ojos

Aprender el vuelo perfecto entre uno y el otro

Vasos comunicantes en mí en perfecta armonía

Como una naturaleza re-conocida

Como todo lo vivido

Al ver tu imagen aproximarse

Hay neblina, oscuridad también

Pero tú y yo

Abierto los barrotes

Con la plena facultad  de ver

Podremos construir el arquetipo del delirio

O por lo menos su imagen

Y un día en que el cielo partido

Y los mares convulsionados

Y las estrellas explotadas

Y el universo consumado

Se vayan frente a mí

Velozmente

Pondré un fin a todo esto.

 

 

Verónica Cabanillas Samaniego.

29/03/2018

Escrito por Verónica Cabanillas Samaniego.

Artista plástica, poeta y surrealista