«Existe el destino, la fatalidad y el azar; lo imprevisible y, por otro lado, lo que ya está determinado. Entonces como hay azar y como hay destino, filosofemos», Séneca.

Cándida fatal de Daniela Giorgetta (Caleta Olivia, 2019) tiene la fragilidad de un pájaro y al mismo tiempo la fuerza de un león. Los versos respiran ternura con su suave cadencia, pero también van cobrando impulso con la repetición. Son como esas canciones que por algún motivo terminamos recordando.

Somos testigos del amor no correspondido, la intimidad, la desilusión y la desazón como, por ejemplo, en el poema titulado «Nada significa nada», donde un yo poético desmotivado se limita a la rutina diaria. Encontramos versos hermosos como «Tu ausencia es ese perro/ que me despierta con su ladrido/ en la madrugada/ y es el silencio de cuando el perro calla», que ilustran la soledad. También versos que nos dicen que tenemos derecho a sufrir por amor, que un dolor nunca será más válido que otro: «La voz de una mujer que dice/ que yo solo sufro/ por amor/ y tiene razón/ Pero es que todavía no encuentro/ un reemplazo mejor/ para poder llorar/ y nombrar/ el dolor de existir». Los poemas de Daniela Giorgetta con una vuelta de tuerca, con un salto inesperado, tocan temas trascendentales.

Por otro lado, notamos la violencia de quienes no se bancan el empoderamiento: «Me pedís que no exista/ me lo pedís justo ahora/ justo ahora que yo no hacía otra cosa más que existir». Tampoco falta el reclamo, como es el caso de dos poemas que aluden a la repentina o caprichosa desaparición de los varones. Como es lógico con el título, deambulan niños, parte de la sensibilidad poética de la autora y se hace referencia a la Navidad, al Año Nuevo, a aquellos momentos de celebración que pueden no serlo tanto.

A medida que leemos, notamos el contraste entre inocencia y mundo cruel. Daniela Giorgetta demuestra ser una gran observadora de los detalles y nos enseña que en un mundo de palabras vacías donde algunas personas desaparecen por cobardes, la poesía es la única verdad, como diría Ceratti.

Bio de la autora:

Daniela Giorgetta nació en Ramos Mejía en el año 1988. Pasó por varias carreras universitarias que no finalizó, hasta que conoció a su segundo gran amor: el psicoanálisis; a lo que se dedica actualmente en distintos barrios de Capital Federal, donde reside.

La escritura fue su primer gran amor, nunca dejó de escribir.

Escribió en cuadernos que perdió, en hojas sueltas que nunca guardó, en documentos de word que no sabe dónde están, en borradores de su mail, en block de notas digital que desinstaló; pero ahora se ordenó, escribió, compiló y guardó. Cándida Fatal es su primer libro.

Escrito por Denise Griffith

Escritora y editora argentina. Publicó con la editorial Escritor de la legua un poemario llamado Antojos de desorden y participó de la antología El gran libro de los perros de la editorial española Blackie Books. Trabajó en el Ateneo Grand Splendid (una de las librerías más hermosas del mundo). Colaboró en diversas revistas digitales. Se desempeña como crítica de teatro para la página GEOteatral. Contacto: griffith.denise.03@gmail.com Instagram: @denisegriffithp